Entrevistas


Los halagos de los hombres no me suben el ego - Revista Gente (24/06/2003)


La talentosa actriz y diosa de Soy Gitano se lució en una pasarela. Mostró su lado más sexy en una presentación de una señal de cable.
¿El gran ausente? Su novio, Diego Suárez, con quien se reconcilió luego de un breve impasse.

De su piel blanca sólo mostró un hombro, y fue más que suficiente. En su look no faltaron las medias caladas, las botas rojas con taco aguja y una sensual capa, oportunamente descorrida. Labios y pelo al rojo vivo completaron la presencia explosiva de Romina Gaetani en un desfile en el Buenos Aires News el jueves 19. La excusa para llevar a la más diosa de Soy Gitano a la pasarela fue la presentación del nuevo logo de la señal de cable TNT, evento que organizó Javier Furgang. "¿Por qué lo hice?", se pregunta la actriz que día tras día derrocha sensualidad con su personaje de Isabel Salvatori, la "colorada" que no sólo vuelve loco a Amador Heredia (Osvaldo Laport), sino también a cientos de miles de hombres. Y como si desfilar fuera para ella cosa de todos los días, se responde: "Porque me pareció divertido. Mi intención no fue demostrar nada. Ni siquiera fue mi debut, ya que a los quince años hacía desfiles. Pero nunca fantaseé con ser modelo".
Aunque no tenga el cuerpo superdelgado de una top -o justamente por eso-, sus curvas de mujer real dejaron a todos los hombres boquiabiertos. A todos, menos a uno, ya que la ausencia de la noche fu la de su novio, el director de televisión Diego Suárez, con quien está definitivamente reconciliada.
"¿Si jugar a la modelo por una noche ayuda a mi autoestima? No, para nada. Los piropos de los hombres no me suben el ego. A esta altura de mi vida, la autoestima pasa por otros lugares."

Curvas Hot
La más sensual de las "gitanas" -se la mire por donde se la mire- cautivó a la audiencia masculina en el desfile. Y en camarines, se divirtió como nunca.

Revista Gente (24/06/2003)