Entrevistas


Encontré a mi ángel de la guarda - Revista Gente (12/07/2005)


Romina ya no está con Fenna Della Maggiora. Gaetani ya no está sola. Desde hace una semana, un nuevo hombre la acompaña a sol y a sombra. Se trata de un italiano que ella fue a buscar a Ezeiza. Se trata de un "amigo" que todavía no confirmó su pasaje de regreso. Se trata del señor de la fotografía, de nombre Marco, que voló desde sus lejanas tierras sólo para verla.
Juntos, el último sábado, se mostraron por Palermo Soho. Ella se dedicó a hacer compras: entró al local de Nike, al de los anteojos Orbital y buscó propiedades en la inmobiliaria El Estudio, porque planea dejar el departamento de Belgrano para mudarse a una casa por la zona. El se limitó a acompañarla durante toda la recorrida.
Después cerraron el paseo con una merienda en Mark, donde pidieron capuchino con galletitas y se dijeron cosas al oído.
¿Nace un nuevo amor? Nadie puede afirmarlo ni confirmarlo. La única verdad salió de su propia boca. "No es mi novio; sólo encontré mi ángel guardián", confió Gaetani, entre risas y miradas pícaras.
Los archivos, esos que hablan de su vida, recuerdan que: tuvo su primer novio a los 15 años, que su primera vez fue a los 16 y que sólo se la fotografió con dos amores conocidos (Diego Suárez y Fenna Della Maggiora tuvieron ese privilegio). El tiempo, claro, confirmará si su historia con el amigo italiano tiene el peso suficiente para ser guardada o desechada.
Mientras tanto, la diosa de cabello colorado se luce como vedette en las últimas funciones de Revista Nacional, ensaya su participación para el unitario de Pol-ka titulado Mujeres Asesinas y prepara su primer disco. Sí, en quince días se reunirá con Afo Verde, el director artístico de Sony Music, para decidir los temas de su primer álbum.
El resto está cantado.

Revista Gente. (12/07/2005)